La autoestima en los niños


Es común en muchas ocasiones que los papás no identifiquen claramente, sí sus hijos cuentan con una adecuada autoestima; la autoestima tiene que ver con el valor que nos damos a nosotros mismos y con que tanta aceptación tenemos con nuestra forma de ser, ante ello que puede hacer un papá para determinar sí su hijo tiene una adecuada autoestima o no; hay algunos parámetros que nos pueden ayudar para definir éste aspecto:

1.- Identificar su actitud en el juego.

Es un niño que se integra, es un niño que comparte, es un niño que participa o es un niño que tiene temor a integrarse a un grupo social o a lo opuesto, le gusta dominar.

2.- Se puede revisar su rendimiento académico, evaluar sí vive experiencias de logro; experiencias satisfactorias mientras el pequeño esta en la escuela.

3.- Observar también sus gustos e intereses; éstos son diversos o solamente es un mismo juego o una sola acción la que disfruta.

4.- Revisar si identifica sus virtudes o esta únicamente enfocado en sus defectos, por ejemplo si le pides que se describa a si mismo, su descripción es negativa o reconoce sus virtudes y competencias.

Observar y analizar estos puntos puede ayudarte a determinar el nivel de autoestima que tiene el niño y tomar cartas en el asunto, algunas de las acciones que puedes realizar son:

1.- Mantener ciertas conductas que refuercen la autoestima del niño, por ejemplo, brindarle ciertas actividades de responsabilidad acordes a su etapa de desarrollo y así desarrollar en él, un sentido de pertenencia al sentirse parte de la familia o el grupo.

2.- Brindarle un sentido de autonomía; permítele desarrollar ciertas actividades por si mismo, estando o no sus papás presentes, debes dejar que viva experiencias individuales de éxito y logro durante su vida cotidiana, no solamente en la escuela, sino también en actividades extraescolares.

3.- Educarlo para que aprenda que el error no es un fracaso es una excelente oportunidad de aprendizaje; para ello los padres deben desarrollar una mentalidad más constructiva y positiva. No necesariamente esto implica que el niño necesite que se le alaben todos sus logros o progresos, simplemente hay que reconocer y externar de manera verbal cuando el niño va mejorando; el afecto físico, besos y abrazos es fundamental, todos los días son el alimento de la autoestima en un menor.

Y finalmente el acompañamiento en todas esas ocasiones donde el niño se sienta inseguro o incapaz de participar de una manera negativa, hazte presente y apoya a el niño para que desarrolle una autoestima que le permita crecer día a día, y proyectar una vida plena y feliz.

#respeto #niños #autoestima #educación

Featured Posts
Recent Posts
Archive
Search By Tags
No hay tags aún.
Me interesa un curso

© 2015 by ParadigmaMX